en que consiste psicotecnicos embarcaciones de recreo
¿En qué consisten los Psicotécnicos para Embarcaciones de Recreo?
11/01/2019
estetica parla, errores cuidado piel facial, rostro de mujer
Errores en el cuidado de la piel facial
22/01/2019
podologo parla prevenir durezas pies

Las durezas en los pies son bastante comunes, se trata de endurecimientos de la capa epidérmica más externa de la piel de los pies, y es importante prevenirlas para que no degeneren en un problema mayor. Nuestro podólogo de Parla nos da consejos para tratar de combatirlas. Si te surgen dudas o quieres ampliar información, ¡no dudes en consultarnos!  

¿Cómo se originan las durezas en los pies?

Las durezas en los pies (hiperqueratosis), se producen por un endurecimiento de la capa más externa de la piel de los pies. Se trata de una acumulación de células cutáneas en zonas concretas, generalmente la planta, los talones y los dedos, como mecanismo de defensa ante continuas fricciones y presiones en tales zonas, para evitar irritaciones. Los síntomas son muy visibles, la piel se vuelve más seca, más gruesa, con aspecto escamoso y con un color amarillento, debido a la concentración y la “queratinización” de las células de la epidermis.

Cómo prevenir las durezas en los pies

Un buen tratamiento preventivo de los pies es la mejor forma de evitar las durezas y otras patologías como callos o helomas.  Nuestro podólogo de Parla nos da una serie de consejos de fácil aplicación para mantener en buen estado nuestros pies y evitar problemas mayores.

  • Lávate los pies diariamente con jabones naturales, prestando especial atención a los talones, la planta y el espacio entre los dedos. Al menos una vez a la semana mantenlos sumergidos un tiempo, a modo de baño relajante
  • Después de cada lavado o mojado de pies, es muy importante que los seques adecuadamente, para que no quede ni rastro de humedad y evitar así la proliferación de hongos y bacterias, causantes de múltiples enfermedades y del mal olor de los pies.
  • La mejor manera de evitar la sequedad de la piel es mantenerla hidratada, hidrata tus pies a diario con cremas específicas y/o aceites naturales que penetren en profundidad. Masajea tus pies para mejorar la circulación sanguínea.
  • Es recomendable que exfolies tus pies al menos una vez a la semana, evitarás la acumulación de células cutáneas que degeneran en piel muerta y originan la formación de grietas y durezas. Utiliza productos específicos como la piedra pómez o una lima para pies, y enjuaga después los pies con agua fría para eliminar mejor todos los restos de piel exfoliada.
  • Cuida también las uñas de tus pies, mantenlas limpias, bien cortadas y limadas permanentemente, evitarás infecciones y otros problemas como las uñas encarnadas, que se clavan en la piel.
  • Utiliza un calzado cómodo, que se adapte perfectamente a tus pies, y realizado con materiales naturales que permitan una correcta transpiración. Tómate tu tiempo y escoge zapatos, botas y zapatillas que te faciliten caminar correctamente, evitando las rozaduras y las presiones excesivas en determinadas zonas del pie.
  • Utiliza también calcetines y medias de tejidos naturales, con buena transpiración y que se adapten perfectamente sin provocar fricciones.
  • Si eres una persona deportista, realízate un estudio de la pisada de tus pies, se trata de un análisis de las presiones plantares para determinar si tienes “pie pronador” (se desvía hacia dentro), “pie supinador”, (se desvía hacia fuera), o “pie neutro”, (sin desviaciones), y poder adquirir zapatillas deportivas adecuadas a tu perfil para evitar lesiones. Un estudio de la pisada siempre lo debe realizar por un podólogo profesional.
  • Utiliza plantillas o pastillas de gel para corregir posibles anomalías en tus pies, pero siempre bajo prescripción de tu podólogo, que te indicará las más adecuadas.
  • Realízate una quiropodia al menos una vez al año, un tratamiento podológico que consiste en la exploración, diagnóstico y tratamiento de las patologías dérmicas y cutáneas de los pies, y que es fundamental para prevenir afecciones y mantener tus pies en buen estado.
  • Ante cualquier anomalía, consulta a tu podólogo y procura acudir a revisión anualmente.

¿Cómo se deben tratar las durezas de los pies?

Cuando detectemos durezas persistentes en nuestros pies lo más recomendable siempre es acudir al podólogo cuanto antes, ya que pueden ocultar una afección difícil de detectar a simple vista y pueden llegar a degenerar en patologías más graves si no se tratan adecuadamente. No se trata sólo de eliminarlas, sino de corregir la causa que las ocasiona, de lo contrario volverán a aparecer.

Nuestro podólogo de Parla llevará a cabo un estudio completo de las durezas de tus pies (ubicación específica, grosor, sintomatología…), realizando las pruebas diagnósticas que sean necesarias para detectar su causa y realizar el mejor tratamiento.

Si tienes durezas en los pies, no dudes en solicitar cita con nuestro podólogo de Parla, analizará en detalle tu problema y te aconsejará el mejor tratamiento para su eliminación. ¡Contacta con nosotros!

Puedes ampliar información sobre cómo mantener tus pies en buen estado en nuestro artículo: “Quiropodia, el cuidado que necesitan tus pies“.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *